54 9 223 305 0609

Comunicate con nosotrosredaccion@elguardianmdp.com

Lunes, Mayo 25, 2020

últimas noticias

Mundo20 de Mayo

Europa en desacuerdo por el fondo anticíclico

Bruselas avisa que los fondos para la recuperación llegan con condiciones. Por su parte, los países del norte de Europa se oponen al plan de Merkel y Macron mientras que la Comisión Europea confirmó que incluirá ayudas directas y préstamos.

Cuando parecía que la madurez de los gobiernos de Alemania y Francia para dejar de lado históricas desaveniencias entre sus países daba un paso trascendente, las cosas empiezan a complicarse.

Como explica un diplomático en Bruselas, todo el dinero comunitario "tiene condicionalidad", porque es el dinero de todos. Por eso, la gran pregunta es cuáles serán los requisitos que pedirá la Comisión Europea, y aceptarán los Estados miembros, a cambio del mayor estímulo fiscal en la historia de la Unión Europea para superar la crisis del Covid-19.

Por estas horas, en varios lugares del viejo continente ya se siente el chillido de las bisagras de una Comisión que arranca a dar pasos en contrario a la apertura que habían impulsado los gobernantes Merkel (Alemania) y Macron (Francia) y que contó, incluso, con el aval del Banco Central Europeo que dirige Christine Lagarde.

La pregunta anterior importa por tres motivos. El primero porque, tal y como demostró la aprobación del nuevo instrumento del Mecanismo Europeo de Estabilidad, la condicionalidad continúa teniendo una digestión pesada en gran parte de los socios, al recordar a los ajustes y reformas de los rescates de la pasada crisis.

La segunda razón es que si esta condicionalidad implica sanear las cuentas con demasiada rapidez tras el aumento del gasto se volvería a los errores de hace casi una década. El exceso de austeridad provocó en 2012 una segunda recesión causada por los errores de los europeos.

En tercer lugar, cuanto mayor sea el montante que se dedique a ayudas a fondo perdido (grants) en vez de préstamos, presumiblemente más estricta será la condicionalidad para los países que reciban la ayuda.

Francia y Alemania propusieron este lunes un fondo de medio billón de euros de ayudas directas a fondo perdido para las regiones y sectores más afectados. La propuesta no fue bien acogida en el Ecofin por los ministros de Finanzas de Austria, Holanda, Suecia, Finlandia y Dinamarca.

La propuesta francoalemana supone un giro de 180 grados en la posición de Berlín, que hasta ahora había defendido dar préstamos a los países, en vez de transferencias que no abulten su deuda nacional.

Dejá tu Comentario

Complete los siguientes datos.

Cada vez más personas en Argentina, como usted, están leyendo y apoyando el periodismo de investigación independiente de El Guardián MdP.
Cada contribución del lector, grande o pequeña, es muy valiosa y esencial para proteger nuestra independencia editorial. Si puede, apoye a El Guardian MdP hoy desde tan solo USD 1.

donar

Este sitio utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación. Al continuar navegando usted acepta nuestra política de cookies.

Acepto

Contacto

Complete el formulario para contactarse con nosotros.

54 9 223 305 0609

redaccion@elguardianmdp.com